Domingo, noviembre 19, 2017

Las elecciones en Venezuela: los lanudos de Bogotá y del mundo perdieron

Las elecciones en Venezuela: los lanudos de Bogotá y del mundo perdieron

Por: Diego Otero 

El domingo  15 de octubre tuvieron lugar las elecciones de gobernadores de Venezuela, que fueron un triunfo  para el Chavismo y una derrota total para los lanudos bogotanos y sus similares de derecha y de seudo izquierda en todo el mundo.

La participación electoral fue alta, de 61,0%, que contrasta con los lánguidos valores de la seudo democracia colombiana, manejada por los dineros de la corrupción, el paramilitarismo y los clientelistas. De 23 gobernaciones el chavismo ganó 18 y obtuvo el 54% de los votos contra 45% de la oposición, que equivale a 5,5 millones de votantes.

La derecha con sus medios de comunicación, sus falsos encuestadores y las predicciones fantasiosas de la oposición quedaron muertos.

No entendieron lo que pasó con los resultados de la votación para elegir la Asamblea Nacional Constituyente que   fue un éxito. Se creyeron sus mentiras de  que la votación era fraudulenta, que solamente habían votado 2,3 millones de venezolanos, cuando fueron más de seis millones.

Ahora no les queda más remedio de afirmar que la elección del domingo fue un fraude, pero no han mostrado una sola prueba. Todas las auditorías internacionales muestran que el proceso fue totalmente limpio.

Las sanciones de los Estados Unidos, de la desprestigiada Unión Europea, del bufón y  loco Almagro de la OEA, los ataques diplomáticos del Premio Nobel de la Paz, Juan Manuel Santos, por dios, que descrédito, de los derechistas Temer y Macri  de Brasil  Argentina, del actor Peña Nieto de México, de la ultraderecha colombiana de Álvaro Uribe y Andrés Pastrana, del defensor de todas las derechas del mundo el escritor Mario Vargas Llosa, de los periódicos de los lanudos bogotanos El Tiempo y el Espectador y sus cadenas de radio y televisión RCN y Caracol, de la izquierda decente del sistema, de los demócrata Rajoy y Aznar de España que niegan la soberanía de Cataluña  y mandan la policía a reprimir a los manifestantes, del nuevo hombre de la derecha en Francia el de doble cara Enmanuel Macron, bueno, todos ellos han perdido.

Queda claro que buena parte de la oposición venezolana manejada por la CIA lo quiere es derrocar a Maduro. Si hubieran ganado la mayoría de las gobernaciones habrían hablado de un gran triunfo de la democracia y las elecciones serían limpias. Pero como ocurrió lo impensable para ellos  y sus aliados en todo el mundo, hubo fraude y entonces la única alternativa es la insurrección, que es a lo que apuntan Estados Unidos y la derecha latinoamericana, comenzando por la colombiana, concentrada en los lanudos bogotanos, como siempre desde que vivió un señor llamado Simón Bolívar.

Señor Santos, olvídese de Venezuela, aquí los problemas son muy graves. Preocúpese de Colombia, pero del 99 % no del 1% que usted representa y defiende. Resuelva el conflicto de Avianca, del incremento en los cultivo de coca, de  la permanencia de bandas paramilitares, de las traiciones de todos los que usted nombra, de sus propias traiciones, de  su bajo nivel de popularidad, por debajo de el de Maduro, del desempleo, de la pésima salud, de la educación elitista, de la pésima distribución de ingresos.

 Gobierne señor Santos, que el país está despedazado.

About The Author