miércoles, junio 26, 2019

Hueco fiscal de las economías de América Latina ¿sobre quién se carga la crisis?

Hueco fiscal de las economías de América Latina ¿sobre quién se carga la crisis?

Por: Isabel Velasco*

 

La desaceleración de las Economías Desarrolladas y Emergentes –como el caso de China, el descenso en los precios internacionales del petróleo y de materias primas, y las crisis de algunas economías europeas generan un panorama de incertidumbre frente al crecimiento económico de América Latina como región. Según Organismos Internacionales como el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Mundial (BM) y regionales como CEPAL, el crecimiento del Producto Interno Bruto presentará un decrecimiento del 0,5% en 2015 y 0,3% en 2016, según el Informe “Panorama Económico Mundial” del Fondo Monetario Internacional –FMI publicado en junio de este año.

 

Estas condiciones implican escenarios de ajustes en cada una de las economías del bloque suramericano, donde se prevén tomar medidas en el ámbito fiscal que ayuden a estabilizar los ingresos del Estado, producto de la caída de los ingresos por exportaciones.

 

En este sentido, los mismos organismos internacionales mencionados previamente han venido impulsando medidas, que las economías latinoamericanas deberían implementar para hacer frente a las nuevas realidades; impulsados especialmente por la OCDE, entre estas se encuentran:

  • Ampliar la base de contribuyentes.
  • Incrementar el impuesto al valor agregado.
  • Implementar medidas frente a la evasión de impuestos y reducir las exenciones tributarias.

 

Las medidas en relación con la ampliación de la base de contribuyentes y el incremento del impuesto al valor agregado (IVA) resultan ser ineficaces y coyunturales; dado que, en el caso del IVA su naturaleza regresiva afecta de forma directa el bolsillo de los trabajadores, pues se aplica de manera indistinta a los diferentes niveles socioeconómicos de cada país. En otras palabras, el que más gana tributa igual que aquel con menos recursos. .

 

En América Latina, los impuestos al consumo (de carácter regresivo) representan el 35% del total de ingresos tributarios, mientras que en los países de la OCDE representan el 21%. Esta diferenciación pone en cuestión las medidas sugeridas, pues mientras en los países desarrollados la estructura impositiva tiende a ser más equilibrada, la sugerencia en tinta blanca para América Latina es profundizar un sistema regresivo e inequitativo.

 

Gráfica 1. Estructura tributaria América Latina y el Caribe, OCDE, 2010

11

Fuente: elaboración propia con base en OCDE Tax. *Representa a 15 economías seleccionadas. ** Se toman 34 países, Chile y México como parte del grupo.

 

El punto central del debate sobre el problema fiscal recae en el tema de evasión fiscal y las exenciones tributarias aplicadas a multinacionales, especialmente en lo que se refiere a estrategias adelantadas por las multinacionales y personas naturales de rentas altas, que utilizan las lagunas en la arquitectura del sistema fiscal para trasladar las utilidades a los lugares donde hay poca o ninguna actividad fiscal, conocidos como paraísos fiscales.

 

De acuerdo con un estudio realizado por la Red de Justicia Fiscal de América Latina y el Caribe, en los últimos 40 años se ha perfeccionado las herramientas del mercado offshore[1] para eludir la responsabilidad, se constata que las grandes empresas contribuyen con mínimas tasas impositivas, al tiempo que trasladan los capitales fueran del país donde fueron causados, es decir, se llevan las utilidades.

 

Según la Red, estas prácticas disminuyen en gran medida la inversión interna de estos países, esencial para su desarrollo, repercuten negativamente en sus recaudaciones impositivas, indispensables para brindar servicios estatales, y reducen sus reservas en moneda extranjera, imprescindibles para realizar pagos de importaciones y deuda externa.

 

Ahora bien, cuando se analiza el déficit fiscal de las economías suramericanas, el tema cobra aún más relevancia, pues con los recursos que se pierden producto de estas estrategias de elusión se puede saldar el déficit fiscal o contribuir a reducir significativamente la deuda pública externa, sin afectar el ingreso de los consumidores producto del incremento en la tasa impositiva del IVA o aumentar el número de contribuyentes; estructurando así un sistema tributario más equilibrado, en el cuál aquellos que acumulan el capital deban retribuir al Estado de forma proporcional a las ganancias obtenidas.

 

Según cifras de la Red de Justicia Fiscal –Tax Justice Network,  por cuenta de los paraísos fiscales, y teniendo en cuenta cifras de 2010, US$47.900 millones no pagan impuestos en Colombia, es decir, el 17% del Producto Interno Bruto del País (PIB). En otros países como Venezuela y Panamá, esos recursos llegaban al 100% de sus respectivos PIB; en Chile a un 48%, México el 40% y Brasil un 24%.

 

A marzo de 2014, las necesidades de financiamiento de las economías latinoamericanas, ascendía a USD$ 491 mil millones, correspondiente al 8,4% del PIB regional; es decir, un aumento del 9% comparado con el año anterior. El incremento se debe principalmente a la expansión de los déficits fiscales, y al pago de amortizaciones de la deuda externa.  El riesgo de cada una de las economías se puede ver en la gráfica siguiente:

Gráfica 2. Mapeo de Riesgo de Financiamiento gubernamental en 2014

2

 

Fuente: Ficht, 2014.

 

Así pues, según la estimación de los recursos que se encuentran en los paraísos fiscales, se tiene por ejemplo, que para países como Venezuela con un déficit fiscal del 5% del PIB se podría cubrir 20 veces este saldo; en Panamá se pagaría 26 veces con un déficit del 3,8% del PIB. Para Chile con un déficit del 0,8% PIB, los recursos equivaldrían a pagar 60 veces este saldo, en México con un déficit del 3,5%, se pagaría 11 veces, en Brasil alcanzaría a pagarse 8 veces el déficit y en Colombia que para 2015 se prevé un déficit del 3% del PIB[2], los recursos que están en los paraísos fiscales con estimación a 2010; alcanzarían a cubrir 5.6 veces este valor.

 

El déficit de cada una de las economías de la región suramericana es disímil, sin embargo se observan casos, como Brasil, Argentina quienes tienes un déficit cercano al 3% del PIB, pero son los que más deben amortizar con recursos del gobierno central, esto implica un menor margen de maniobra al momento de implementar políticas fiscales que contrarresten este comportamiento. La capacidad para adoptar medidas frente al aumento del déficit fiscal en las economías estudiadas depende en gran parte del nivel de endeudamiento de su economía.

 

Por citar algunos ejemplos, Brasil tiene la deuda pública más elevada de América Latina, que alcanza al 62% del PIB en 2014 y además se encuentra en el top de las economías con problemas de evasión,  tiene un 39% de economía sombra[3] y un nivel de evasión fiscal equivalente a un 13,4% del PIB (BBC Mundo, 2015).

 

Otros países de América del Sur (Uruguay, Colombia y Argentina) y algunos de Centroamérica (El Salvador, Costa Rica, Honduras, República Dominicana y Panamá), así como México, tienen niveles de endeudamiento moderados (entre el 36% y el 46% del PIB). En el otro extremo, con niveles inferiores al 22% del PIB, se encuentran Chile, el Perú y el Paraguay, cuyas proporciones son aun menores cuando se considera la deuda neta.

 

Llama la atención entonces, por ejemplo, el caso de Colombia. Mientras el Ministerio de Hacienda de busca financiar un déficit de 23.8 billones de pesos, a través de políticas de evasión (focalizadas para las pequeñas y medianas empresas) y reducción del gasto público e incremento de la deuda externa (con un devaluación en aumento); no plantee alternativas frente a la evasión de las multinacionales (especialmente del sector minero-energético)[4]y el uso de complejos mecanismos de tributación en los paraísos fiscales por parte de estas empresas, para eludir su responsabilidad tributaria en el país. Cayendo casi en un envilecimiento cómplice.

 

Es necesario destacar que esta situación escandalosa ha llevado a propuestas frente a la evasión fiscal, como  BEPS (Base Erosion and Profit-Shifting) -erosión de la base y el beneficio- demandado por el G-8 y el G-20 a la OCDE como mecanismos  para hacer frente a la problemática, pero más allá de reconocer el problema y signar acuerdos de forma protocolaria, es necesario que los países latinoamericanos reconozcan en este tema una salida a sus problemas de deuda externa o saneamiento del déficit fiscal, sin cargarlo a los trabajadores; creando mecanismos de concertación que propendan por la transparencia del manejo fiscal del país, y se pueda tener cifras reales que permitan conocer la dimensión de la pérdida de recursos de cada país vía el traslado de utilidades a los paraísos fiscales, y demás mecanismos de evasión.

 

En este punto, si bien hay una congruencia con la propuesta fiscal liderada por la OCDE, en los términos descritos; no hay que olvidar otras propuestas, entre las que se destaca las realizadas por el organismo a Grecia, vienen haciendo eco en la región, así que hay que proceder con cautela, pues las consecuencias de dichas “sugerencias” son ampliamente conocidas.

 

[1] Promueve y desarrolla servicios orientados a disminuir la carga tributaria y trasladar los capitales de las grandes empresas y personas con alto patrimonio a jurisdicciones de baja o nula tributación y/o con secreto fiscal y financiero. (Red de Justicia Fiscal de América Latina y el Caribe, 2015)

[2] Según las estimaciones del Ministerio de Hacienda de Colombia, establecidas en el Marco Fiscal de Mediano Plazo.

[3] La cantidad de dinero perdido por la evasión de la economía ‘en negro’ o subterránea a nivel doméstico.

[4] Ver documento sobre exenciones a las multinacionales minero-energéticas en: http://justiciatributaria.co/propuesta-para-incrementar-la-participacion-del-estado-en-la-renta-minero-energetica-y-eliminar-beneficios-tributarios/

 

*Isabel Velasco es profesional en comercio exterior , candidata a magister en Análisis de problemas políticos, económicos e internacionales contemporáneos. Miembro del CELU.

Centro de Estudios Latinoamericanos – CELU

 

Referencias

BBC Mundo. (Abril de 2015). Los campeones de la evasión fiscal en el mundo. Recuperado el 17 de Agossto de 2015, de BBC Mundo: http://www.bbc.com/mundo/noticias/2015/04/150406_economia_evasion_fiscal_america_latina_mj

Dinero. (2013). Los dineros fugados en los paraísos fiscales. Recuperado el 17 de Agosto de 2015, de http://www.dinero.com/pais/articulo/colombia-lucha-contra-paraisos-fiscales/185115

Dinero (2015). Las voces que critican el optimismo del Gobierno. Recuperado el 17 de Agosto de 2015 de http://www.dinero.com/edicion-impresa/pais/articulo/analisis-del-marco-fiscal-mediano-plazo-colombia-2015-2016/209870

El Tiempo. (2013). Los efectos de la nueva lista de paraísos fiscales. Recuperado de http://www.eltiempo.com/archivo/documento-2013/DR-105522

La República. (2013). Negocios locales pueden mover al año $11,4 billones a paraísos fiscales. Recuperado el 17 de Agosto de 2015 de http://www.larepublica.co/asuntos-legales/negocios-locales-pueden-mover-al-a%C3%B1o-114-billones-para%C3%ADsos-fiscales_66286

La República. (2015). Comisión Europea publica lista negra de paraísos fiscales. Recuperado el 17 de Agosto de 2015 de http://www.larepublica.co/comisi%C3%B3n-europea-publica-lista-negra-de-para%C3%ADsos-fiscales_267081

Red de Justicia Fiscal de América Latina y el Caribe. (Agosto de 2015). Los facilitadores de la evasión tributaria y la fuga de capitales. Recuperado el 17 de Agosto de 2015, de http://www.justiciafiscal.org/2015/08/los-facilitadores-de-la-evasion-tributaria-y-la-fuga-de-capitales/

Portafolio. (2015). Así quedó el Marco Fiscal de Mediano Plazo. Recuperado el 17 de Agosto de 2015 de http://www.portafolio.co/economia/marco-fiscal-mediano-plazo-2015

 

 

 

 

 

 

 

 

About The Author